Buena salud y tu gatito

¡Felicitaciones por poseer un gatito! Pueden ser traviesos pero traerán alegría en tu vida durante muchos años.

Hay muchas cosas que puedes hacer para ayudar a mantener tu nuevo gatito sano y en óptimas condiciones.

Elegir un Veterinario

Elegir un veterinario es realmente como seleccionar un amigo en el cuidado de la salud de tu gatito. Las vacunas programadas y los exámenes anuales significan que tendrás que consultar a tu veterinario sobre una base regular, así que elige sabiamente. Usa estas recomendaciones para escoger la clínica correcta para tu gato:

  • Pide recomendaciones a amigos, compañeros de trabajo y otros dueños de gatos para compilar una lista inicial de clínicas. Pregúnteles qué les gusta de cada uno.
  • Encuentra una clínica que cuente con diferentes áreas de espera para perros y gatos - y evita el estrés de tu mascota.
  • Busca un sitio limpio, estéril, con equipo moderno.
  • Pregunta sobre el servicio de emergencia, horarios y cualquier otra duda o término que no entiendas.
  • Pregunta cuáles son las tarifas para los exámenes y vacunas básicas.

Esterilización y castración

Muchos propietarios eligen esterilizar sus gatos. Así eliminan el riesgo de gestaciones no deseadas, así como frenar las malas conductas en tu gato. Los veterinarios aconsejan hacerlo a los seis meses, o menos, ya sean gatitos machos o hembras.

Ten en cuenta las siguientes ventajas de la castración y esterilización:

  • La esterilización elimina el comportamiento asociado con ciclos de calor, como el llanto para atraer a los machos o el marcado de territorio.
  • La esterilización ayuda a prevenir posibles problemas de salud, incluyendo tumores de mama y enfermedades uterinas, con la posibilidad de añadir más años a la vida de tu gato.
  • La esterilización o castración ayudan a prevenir camadas indeseadas.
  • La esterilizacion reduce los efectos de la pubertad y de las hormonas. Es menos probable que un macho esterilizado marque el territorio a través de la orina. Por otra parte es menos propenso a vagar con el riesgo de perderse, y no pelea con otros gatos por una hembra.

Pulgas

Las pulgas son una de las quejas más comunes de los gatos y tu gatito puede tenerlas fácilmente, especialmente cuando empiezan a salir al exterior.

  • Las pulgas son más comunes en climas cálidos (primavera y verano).
  • Pueden transmitir enfermedades parasitarias o infecciosas, incluyendo tenias.
  • Una infestación por pulgas puede causar anemia (baja cantidad de glóbulos rojos) o dermatitis alérgica, inflamación de la piel caracterizada por picazón e irritación.
  • Aunque algunos gatos se vuelven irritables y nerviosos, otros no tienen signos visibles de la incomodidad.

Afortunadamente, las pulgas son bastante fáciles de tratar. Para tratar el gato, puedes obtener una solución inmediata por tu veterinario que matará los insectos y los huevos. También se debe tratar la casa a pesar de que las pulgas pueden ocultarse en alfombras y tapicerías. Esto puede hacerse con tratamientos disponibles en las tiendas de mascotas.

Bolas de pelo

Las bolas de pelo generan una masa marrón compuesta por el mismo pelo de gato. Cuando los gatos se limpian, ingieren el pelo, que no es digerible por el sistema digestivo. Puede pasar a través del tracto intestinal y terminar en la caja de arena o ser expulsado por el vómito.

Los gatos que expulsan las bolas de pelo más de una vez por semana o que las expulsan con mal olor pueden tener un grave problema de salud. Consultar al veterinario.

Prevención y tratamiento

  • Mantén tu gato bien cuidado con un cepillado regular.
  • Cepilla todos los gatos, que vivan en tu cas, no sólo los que tengan pelo largo, ya que los gatos a menudo se limpian mutuamente.
  • Alimentalos con nuestra comida para evitar bolas de pelo, y les ayudaras a reducir su formación. Nuestra receta especial contiene un sistema de fibra natural que facilita delicadamente el transito del pelo ingerido.