Utilizamos cookies para mejorar la calidad de sus visitas a nuestro sitio web. Al acceder a nuestro sitio web, usted acepta expresamente el uso de cookies. Nuestra política de cookies
Active las cookies para mejorar su experiencia de navegación por el sitio web. Permitir cookies Nuestra política de cookies

Tenga en cuenta que estas dietas se formulan específicamente para gestionar nutricionalmente afecciones graves y periodos de convalecencia, y solo se deben administrar bajo supervisión de un profesional veterinario.

Yo entiendo y quiero ver las Veterinary Diets Volver a Productos

CUIDADO DEL CACHORRO: EJERCICIO Y ARTICULACIONES SALUDABLES

Ahora que el cachorro está creciendo, el aumento de fuerza física conlleva un ejercicio más intenso. Todo propietario tiene la obligación de garantizar que su perro sale a pasear al menos una vez al día. Con todo, cuando decida sacar ese viejo frisbee del trastero, piense un momento en la salud de sus articulaciones.

Mantener las articulaciones sanas a largo plazo
Persigue la pelota. Salta el tronco. Corre como el viento. Ahora que está creciendo, el cachorro hace ejercicio con una energía espectacular, lo cual supone un esfuerzo y una presión adicional para sus articulaciones. Merece la pena recordar que hacer las cosas demasiado pronto, incluso saltar co fuerza desde un coche, puede provocar problemas de articulaciones más adelante. Como pauta general se recomiendan cinco minutos de ejercicio por cada mes de edad (máximo dos veces al día) hasta que el cachorro se haya convertido en adulto, es decir, 15 minutos (máximo dos veces al día) cuando tenga tres meses, 20 minutos cuando tenga cuatro meses, etc. Cuando haya completado su desarrollo, podrá salir mucho más tiempo.

El ejercicio ayuda a mantener la masa muscular del cachorro, pero con sus 321 huesos de media (comparados con nuestros 206 huesos), en este momento de su vida es necesario equilibrar una buena nutrición y mayores niveles de ejercicio, para seguir el ritmo de esta etapa de desarrollo. (Nota para propietarios de razas grandes y gigantes: para poder realizar caminatas largas y subir empinadas cuestas, espere a que su perro tenga 24 meses de edad).

Trate de impedir que su perro corra a toda velocidad pendiente abajo y que no salte del maletero del coche hasta que deje de crecer. Procúrele una nutrición de alta gama, completa y equilibrada con proteínas de alta calidad, niveles adecuados de calcio, glucosamina y sulfato de condroitina para ayudar al desarrollo de unos cartílagos sanos. 

Los cachorros de razas grandes tienen mayor riesgo de desarrollar problemas óseos. Si su nutrición es baja en energía, calcio y fósforo, crecerá a un ritmo apropiado hasta convertirse en un perro adulto sano. Si el perro cojea o dobla una extremidad, consulte al veterinario.

Hacerle correr
Divida la actividad física del perro en dos o tres sesiones diarias. Si dispone de poco tiempo (y afrontémoslo, con tres paseos al día podría ocurrir), aproveche al máximo la vuelta de su paseo por el parque con un arsenal de juguetes arrojadizos que lo hagan correr. Los frisbees o juguetes de lanzar sirven, pero al final nada funciona mejor que una simple pelota.

En vez de una pelota de tenis, que atrapará suciedad y podría atascarse en la garganta del cachorro, pruebe con una pelota blanda con un agujero o un balón de fútbol desinflado. Preséntesela con ilusión y verá como pronto florece ese vínculo emocional pelota/perro.

Nunca lance un palo. Las lesiones en boca y garganta provocadas por palos son unas de las razones más frecuentes de las visitas al veterinario, y pueden ser graves e incluso mortales.

Una sola cosa mientras el animal juega a perseguir: intente que no se convierta en un misil de búsqueda y destrucción que amenaza todo lo que se le pone por delante, desde corredores a ovejas. Lleve consigo una correa extensible e intente evitar persecuciones. Si está inmerso en una situación de alto riesgo, o en cuanto vea que sus orejas apuntan en dirección a otro animal o persona, póngale la correa inmediatamente y tire de él con un firme "No". No mire al perro ni al centro de su atención. Aléjese con seguridad diciendo un alegre "¡Vamos!". No intente arrastrarlo, solo tire, ordene y afloje la correa hasta que le siga de forma voluntaria.

Memoria infalible
Su cachorro, cada vez más maduro, curioso y seguro, desea tener más independencia. A continuación explicamos cómo acabar con la sordera selectiva.

  • Utilice una orden clara como "Ven" o un silbato para perros. Recurrir al nombre del perro es demasiado ambiguo para él.
  • Nunca castigue al perro por volver, aunque prefiera pasar 10 minutos olfateando el tronco de un árbol a estar con usted. Recompense siempre. Un "bote" ocasional de premios para cuando venga inmediatamente será un magnífico impulso a su popularidad.
  • Haga que el tiempo que pasen juntos resulte más emocionante incorporando este juego a su paseo. Lance una croqueta al cachorro antes de que comience a correr. Cuando se acerque, elógielo con entusiasmo y échale otra. Continúe hasta quedarse sin fuerzas (para algunos de nosotros, ¡este es un juego muy corto!).
  • Si no le gusta correr, pero le agrada pasear con un amigo de vez en cuando, pruebe esta alternativa. Pida al amigo que sujete a su perro mientras se adelanta para esconderse detrás de un árbol. Cuando su perro quede libre, utilice su orden de llamada para que le busque. Recompénselo con elogios cuando le encuentre.

Consejos de adiestramiento para perros de trabajo
A los ocho meses, con un control mejorado y unas articulaciones fortalecidas, su perro puede efectuar más tareas. Inspírese y preséntele las habilidades que desarrollan los perros de trabajo.

  • El arte del Schutzhund (la palabra alemana para "perro policía"), en el que un perro está bajo el control total de su propietario, empieza con el adiestramiento de obediencia y agilidad. Saltar sobre árboles caídos y serpentear por postes mientras están paseando es una forma sencilla de mejorar la agilidad. Las razas pequeñas disfrutan saltando a través de aros.
  • Las técnicas perfeccionadas por adiestradores de perros para personas discapacitadas y perros guía podrían añadirse al repertorio de cosas fantásticas que puede hacer con su perro. Uno de los modos más efectivos de enseñar a un animal de compañía a comportarse, ya sea dentro o fuera de casa, es el adiestramiento con clicker: enseñe al cachorro a traer el mando a distancia de la televisión, a encontrar sus llaves o incluso a cerrar la puerta de la entrada. También está la voz: los perros responden al sonido de una palabra más que a la propia palabra. Con una voz alegre de tono agudo, imite el gemido que haría la madre para recompensar al cachorro por un comportamiento correcto. Los perros están predispuestos a responder bien a estos sonidos. Los perros pastores, en concreto, responden a un silbido que imita el mismo tono o ritmo que una orden como "Come Bye" (dejar las ovejas a su derecha). Un último consejo: asegúrese de dar sus órdenes siempre con el mismo tono de voz.

¿Reinicie su búsqueda de Product ?

Lorem ipsum dotor amet requiem

Duis aute irure dolor in reprehenderit in voluptate velit esse cillum dolore eu fugiat nulla pariatur. Excepteur sint occaecat cupidatat non proident